Teatro: Fuenteovejuna

Cuando:
2 junio, 2018 a las 8:15 pm
2018-06-02T20:15:00+02:00
2018-06-02T20:30:00+02:00
Donde:
Nuevo Teatro de La Felguera
Calle Inmobiliaria Setsa
33949 Langreo, Asturias
España
Teatro: Fuenteovejuna @ Nuevo Teatro de La Felguera | Langreo | Principado de Asturias | España

La Escuela Superior de Arte Dramático de Asturias, presenta su taller escénico final de 4ºB:

Autor: Lope de Vega
Reparto: Susana Casado, Paula Santos, Nuria Martínez, Claudia Guarina Peira, Lara de la Torre, Mónica Patricia Estupiñán, Ángel Palacios, Iván Várez, Alejandro Guzmán, Saúl Nicolás, Asier Colado, David Merino Recalde, Hugo Menéndez Montes, Manu Lobo.
Ayudantes de dirección: Asier Colado
Dirección: Cristina Suárez

Sinopsis
Cuando se cumplen cuatrocientos años de la publicación de Fuenteovejuna es aterrador e inquietante descubrir la vigencia de cada una de sus palabras en estos días que se suponen de libertad y derechos obtenidos por los trabajadores y las mujeres. Pero el abuso de poder sigue pisando esos derechos y el pueblo no puede relajarse.
Queda mucho por hacer cuando el feminicidio, es el crimen encubierto más grande de nuestro planeta, cuando cada día son violadas, asesinadas, sometidas a ablación o a una boda forzada muchas mujeres; cuando todavía se utiliza la tortura en diferentes partes del mundo y decidimos mirar en otra dirección porque no sabemos qué hacer.
Fuenteovejuna no queda tan lejana en el tiempo, porque, aunque cuenta la historia de un pueblo que es testigo de los continuos abusos de poder y humillaciones que, el Comendador Fernán Gómez de Guzmán, enemigo de los Reyes Católicos, realiza sin piedad por las calles de la villa, todo tiene un límite y un pueblo oprimido sangra, grita, se desespera – como diría Lorca – hasta que decide luchar o morir, y
se organiza para romper, derribar, hundir, quemar, abrasar – como dice Lope – a sus opresores.
Nuestra propuesta estético estilística es atemporal porque atemporales son los hechos que se cuentan es esta historia. Ojalá seamos capaces de remover mentes y corazones para terminar con los abusos y el machismo que nos matan cada día y para que lleguemos a, como decía Augusto Boal, no necesitar un “teatro del oprimido”.